El regalo de Ponyo

El pasado 28 de octubre salió en DVD Ponyo en el acantilado y, con él, conocí la noticia de que Aurum sacaría también en DVD el resto de películas de Studio Ghibli, que los aficionados llevamos tanto tiempo esperando, a lo largo de 2009 / 2010. ¡Ya era hora! Como extra, además, Mi vecino Totoro está ya en los cines en VOSE, así que intentaré aprovechar la ocasión, que es algo que no ocurre todos los días :). Ha salido con muy poquitas copias, pero con voluntad de abarcar la mayor parte del territorio, y se agradece el esfuerzo.

Además de la confirmación de la esperada noticia, volver a ver Ponyo en el acantilado me ha hecho recordar algunas historias de mi propia infancia (¡qué raro en mí!); y es que, en cierta manera, yo también tuvo un Sosuke a mi lado durante los primeros años. Es curioso cómo hasta los 5-6 años, la vida se vive de una manera irrepetible, todo es un perpetuo descubrimiento y la amistad se ofrece y se toma sin condiciones de ningún tipo. Después, cambiamos todos y ya nada vuelve a ser igual, pero sin lugar a dudas es un tiempo que nos marca a las personas para los restos y, por fortuna, la mayoría recordamos algunos muy buenos momentos precisamente por eso: por cómo éramos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.